Descripción

En el corazón de Calpe, esta vivienda singular, exótica, juguetona y mágica, evoca al arte en sus distintos ambientes, un montón de rincones y espacios abiertos, un auténtico escondite para perdernos y olvidarnos del resto del mundo.

En su diseño es muy difícil encontrar una línea recta, una esquina o un lugar aburrido. Sus espacios curvos, sus escaleras, los distintos niveles, torrecillas, minaretes y terrazas, despiertan la fantasía y relajan la mente.

Una casa ideal para vivir, hecha con cariño, pensada para disfrutar.

Facilmente podría también ser un encantador hotel, un selecto restaurante, un espacio para fiestas especiales…un lugar de encuentro para recordar.

La vivienda está distribuida en tres plantas. La planta baja es un gran espacio circular abierto en el que se encuentran dispuestos de manera inteligente la cocina, el comedor, una habitación con baño en suite y un estudio, todo ello rodeado de ventanales y una puerta que dan al jardín y la piscina. Además hay dos habitaciones circulares una de ellas con baño en suite, que se encuentran en la base de cada una de las torres.

La chimenea dispone de un ingenioso sistema que distribuye el aire caliente en toda la estancia.

Podemos acceder al primer piso tanto por el exterior como por el interior. Por ello esta parte de la casa puede ser utilizada como una vivienda independiente, ya que posee una cocina con isla, frigorífico, etc..está ubicada en una de las torres circulares con cúpula. A continuación el inmenso salón-comedor con chimenea y salida a la terraza con vistas a la sierra de Oltá y Morro de Toix, describe un espacio curvo y comunica con el hall que nos conduce a las 3 habitaciones. Dos de ellas ocupan las torres circulares, espaciosas y con techo en cúpula con cuatro metros de altura, una dispone de baño en suite. La tercera habitación tiene 2 camas individuales, a continuación de la cual encontraremos otro baño.

Toda la casa está equipada con calefacción central, suelos de mármol y cristaleras dobles.

Finalmente una escalera nos llevará a la magnífica terraza que se encuentra en el techo del edificio desde la cual podremos contemplar, además de Oltá y el Toix, la ciudad de Calpe, el mar, el Peñón de Ifach y el propio jardín a vista de pájaro. En ella hay un cenador sobre elevado con una mesa para disfrutar de la espléndida vista en las noches de verano. Aquí tenemos un pequeño estudio independiente que consta de un hall de entrada, una habitación, un vestidor, actualmente habilitado como dormitorio supletorio, y un baño.

El jardín merece un capítulo aparte.

Concebido para disfrutar al máximo del espléndido clima de esta zona, está distribuido en distintas zonas amuebladas, constituyendo cada una de ellas un ambiente particular destinado a celebrar, a reunirse, a descansar…..en ellos la creatividad y el gusto por los detalles convierten cada lugar en un sitio entrañable.

El jardín está presidido por la piscina de 12x6m, rematada en su extremo por un jacuzzy redondo muy sobre elevado que marca el centro. A su alrededor están dispuestos varios espacios, dos de los cuales son verdaderas cocinas completas, con barra de bar , plancha y grandes mesas para un buen número de comensales. Una incluso tiene incorporado un horno de leña y la otra una chimenea cerrada. Más allá podemos ver una barbacoa con un cenador sobre elevado tipo tetería, una gran mesa redonda en un porche lleno de encanto, etc…..

En la parte de atrás de la casa hay un pequeño jardín de hierbas aromáticas y más allá está la entrada principal, con un carport y un portalón automático con motivos de acero inoxidable especialmente diseñado para dar la bienvenida a esta casa tan especial.